16 animales silvestres fueron reubicados en finca de Cubarral

Estas especies silvestres en su momento fueron entregadas voluntariamente por ciudadanos,  y rescatadas por las autoridades del departamento.

16 animales silvestres fueron reubicados en finca de Cubarral

Después de lograr su rehabilitación parcial, fueron reubicados 16 animales de diferentes especies silvestres en la Finca San Diego, localizada en la vereda Centro del municipio Cubarral, Meta, en un proceso adelantado por Cormacarena y el Bioparque Los Ocarros.

Profesionales del ente ambiental y del Bioparque lograron regresar a su hábitat natural 10 loros (Amazona ochrocephala), tres manos cachudos (Sapajus apella) y tres monos fraile (Saimiri saureus), las aves llegaron al Centro de Atención y Valoración – CAV del Bioparque con deficiencia nutricional, plumaje opaco y vocalización alterada, uno mono fraile llego con escasa visibilidad.

Estas especies silvestres en su momento fueron entregadas voluntariamente por ciudadanos,  y rescatadas por las autoridades del departamento, de manos de quienes las mantenía en cautiverio o buscaban traficar con ellas.

Al CAV del Bioparque Los Ocarros en promedio ingresan cada mes 60 individuos para ser atendidos por los profesionales que allí laboran, de ellos se calcula que el 20 por ciento pueden ser liberados o reubicados, los demás por las condiciones en las que llegan deben permanecer en cautiverio bajo la supervisión de especialistas.

La Corporación cuenta con 71 centros de reubicación en todo el departamento del Meta, que hacen parte del programa “Amigos de la fauna”, lugar al que son llevados los animales silvestres que por su nivel de dependencia del hombre o por las secuelas del cautiverio no pueden regresar a su hábitat natural a sobrevivir por sí solos.

Cormacarena invita a la ciudadanía a denunciar cualquier hecho que afecte los recursos naturales a la línea decontacto de Cormacarena 6730420, Policía Nacional. También se puede hacer a través  las redes sociales Twitter, Facebok e Instagram como @Cormacarena.

Comentarios